Publicado el Deja un comentario

PROYECTO EDUCAR 2050

Proyecto Educar 2050

Un compromiso con la educación argentina. Proyecto Educar nació en un contexto de calidad deficiente y de alta inequidad educativa.

¿Sabías que en nuestro país 1 de cada 2 adolescentes no comprende lo que lee; y 7 de cada 10 jóvenes no pueden resolver un ejercicio simple de matemáticas? ¿Sabías que el 56% de los alumnos no termina la secundaria obligatoria en tiempo y forma?

Estos datos, arrojados en los análisis sobre el estado de situación de la educación, indican que tenemos un problema a resolver. En este contexto de calidad deficiente a la que se le suma alta inequidad educativa, es que nace Proyecto Educar 2050, una asociación civil que desde 2007 tiene una visión muy clara: colocar a la Argentina entre los países de más alta calidad educativa en el mundo, con un plan de esfuerzos conjuntos y metas a mediano y largo plazo, y con el objetivo de que la educación del país sea calificada entre las cinco mejores del mundo antes de 2050.

Partiendo de esta premisa, trabajan en cuatro ejes de acción: 1) Investigación y Contenido: elaboran informes de estado de situación y propuestas, y realizan foros de calidad educativa en la ciudad de Buenos Aires y el interior para concientizar a la sociedad civil sobre la importancia de la educación; 2) Articulación: unen esfuerzos con más de 60 organizaciones civiles vinculadas a la educación en el espacio “Semana de la Educación” y a través de REDUCA, la Red Latinoamericana por la Educación que agrupa a las organizaciones más importantes de todo el continente en la búsqueda de la mejora educativa.  La presencia en esta red es fundamental para compartir prácticas y experiencias del exterior. 3) Comunicación y Difusión: realizan campañas de concientización acerca de la realidad educativa y difunden los contenidos producidos por la organización, así como también información relevante. 4) Trabajo de campo: brindan apoyo y capacitación a directores y docentes en zonas de bajos recursos (el programa “Formación de Directores Líderes” ya ha impactado en más de 7.000 alumnos).

¿Cómo surgió este proyecto?

En plena crisis de 2001, Manuel Álvarez Trongé, actual presidente de Proyecto Educar 2050, trabajaba en España como director de legales de Telefónica. Leía regularmente los diarios de nuestro país hasta que un día vio un titular que lo hizo volver: “Hambre en el país de la carne”.

Empezó en el Chaco, en una visita junto con amigos, brindando ayuda urgente a los más necesitados. Luego entendió que el problema era más estructural y que la mejor manera de combatir la pobreza era peleando por una buena educación. Tiempo después junto a un grupo de colegas, creó Proyecto Educar 2050, una asociación civil que busca ayudar a mejorar la educación en todo el país, y concientizar sobre la necesidad de que la gente exija a los políticos y gobiernos que incluyan el tema educativo como prioridad en la agenda.

Campaña #YoVotoEducación

En 2015 y en el marco de un año de elecciones, Proyecto Educar 2050 puso en marcha la campaña #YoVotoEducación, apuntando a la necesidad de concientizar sobre sus diversas problemáticas. La acción busca aprovechar la coyuntura para comparar las plataformas electorales de educación de los candidatos, invitarlos a debatir el estado de la misma y hacer tomar conciencia a la sociedad para que al momento de elegir a nuestros representantes, que nuestro voto sea por la educación.

Figuras de todos los ámbitos se sumaron a esta campaña como Jorge Lanata, Javier Mascherano, Lali Espósito, Leo Montero, Carina Zampini, Marley, Axel, Magdalena Ruiz Guiñazú, María Cher, Verónica Lozano y muchos más.

Publicado el Deja un comentario

MANOS EN ACCIÓN

Manos en acción

Manos en acción es una asociación civil sin fines de lucro fundada en el 2010 integrada por un equipo de voluntarios profesionales que comparten la misión de trabajar para los más vulnerables desarrollando programas que apuntan a mejorar las condiciones de vida de los niños y familias carenciadas que viven en los barrios de Manzanares, Río Luján y Luchetti, Partido de Pilar del Gran Buenos Aires.

TEXTO: Federico Parapar     FOTOS: Gentileza Manos en Acción

Su misión apunta a “recuperar y dignificar a la familia atenuando su situación de pobreza y orientándola en el camino de la reinserción social”. La organización no guarda afiliación a ningún partido político ni institución de carácter religiosa. Trabaja junto a todos aquellos voluntarios que quieran aportar soluciones reales a los problemas prioritarios de vida de nuestra comunidad. Se autosustenta con donaciones de personas y empresas que creen en la misión y con la colaboración solidaria de Ari Paluch y Maru Botana como padrino y madrina de Manos en Acción.

A través de sus sedes operativas: Centro Comunitario Manzanares, Huerta orgánica y comedor en Barrio Luchetti, y la nueva Casa de Manos en Acción en Río Luján, se reciben y atienden a más de 300 niños y sus familias.

“La visión institucional tiene que ver con formar individuos auto-sustentables, ya que no existen suficientes donantes en el mundo para aliviar la pobreza existente. Por eso es de vital importancia poder brindar las herramientas necesarias con el fin de formar individuos independientes y auto-solventes, virando de un antiguo modelo de caridad que genera dependencia a un nuevo modelo de Auto-sustentabilidad”, aseguró Evi Posse, integrante de la Comisión Directiva de Manos en Acción.

Posse, quien resaltó que a diario alimentan a más de 300 chicos, señaló: “Nuestros ejes fundamentales son la Nutrición, la Educación y la Reinserción en el marco del Programa de Prevención en desnutrición infantil y alimentación complementaria, el enfoque está puesto en la prevención de la desnutrición, promoviendo el desarrollo integral de la familia”.

El Programa de Educación tiene como objetivo fortalecer los aprendizajes de los niños, niñas y jóvenes, promoviendo estrategias que favorezcan el rendimiento académico y la calidad educativa con el fin de disminuir la repitencia y, con ello, el fracaso escolar y así lograr que niños y niñas con riesgo de deserción terminen su escuela primaria y fomentar la importancia de continuar estudiando.

Manos en Acción se desarrolla diversos planes con el fin de complementar los aprendizajes adquiridos en la escuela formal promoviendo una ampliación del universo de conocimientos y competencias buscando disminuir la desigualdad educativa. “A través de las actividades lúdicas y artísticas de desarrollo personal y grupal que se realizan en el centro educativo, se logran disminuir conductas violentas, favoreciendo los vínculos solidarios y fortaleciendo la autoestima de los niños y niñas que participan”, dijo Posse.

“En Nuestro Programa de Reinserción uno de los conceptos centrales y fundamento de este eje de trabajo, tiene que ver con considerar que el asistencialismo no es transformador de realidades. Por ello, el foco está puesto en lograr que sean los propios actores quienes cambien su realidad. Este programa apunta a lograrlo a través de la estimulación de la creatividad y del construir como producto del esfuerzo, ayudando a cada persona a descubrir su potencial y valorar sus sueños”, detalló.

El propósito es formar líderes positivos que sean agentes de cambio en su entorno, estimulando la capacidad de creación y transformación y así desarrollar y fortalecer la autoestima. En este camino, el arte resulta un espacio de formación y desarrollo personal y colectivo que abre un horizonte infinito de posibilidades para descubrirse y crear nuevas oportunidades de vida.

Formas de colaborar:

Hace 5 años asumimos el compromiso de brindar un futuro con más oportunidades a nuestros chicos. Gracias a la colaboración de todos hoy tenemos nuestra Casa Manos en Acción en Río Luján, nuestro Centro Comunitario en Manzanares y tenemos el nuevo gran desafío de asistir a la comunidad de Luchetti. Para ello les proponemos participar de nuestra 4ta. Cena a Beneficio que ser realizara el 5 de Octubre en Multiespacio Darwin, con la que esperamos poder construir Nuestra Casa Manos en Acción Luchetti.

Otra forma de colaborar es a través de la adhesión al Débito Automático, esto nos permite poder planificar y nos ayuda a seguir avanzando y creciendo en forma sostenida y predecible. Aseguro Fifi Palou fundadora de Manos en Acción.

Más de Manos en Acción en http://www.manosenaccion.org.ar/ 

Tel.: 4786-1374

Publicado el Deja un comentario

CAMBIO CLIMÁTICO

El momento de actuar es ahora

El premio Nobel de la Paz, Al Gore, reconocido en todo el mundo por haber puesto en agenda el tema del cambio climático.

TEXTO: Federico Parapar

“Cada día producimos 110 millones de toneladas de CO2 a nivel mundial, una cantidad equivalente a 400 mil bombas atómicas de Hiroshima”.

Sequías, inundaciones, lluvias torrenciales, incendios, olas de calor y enfermedades resultantes son palpables y afectan de manera creciente nuestra vida cotidiana. “En todos los continentes, puede observarse el fenómeno de una u otra manera. Asimismo, su relación con la actividad humana, hoy ya es indiscutible”, dice Gabriela Malvido, directora para América Latina de The Climate Reality Project.

Esta entidad, fundada por el ex vicepresidente de Estados Unidos y protagonista de la película “La verdad incómoda”, es una organización abierta y participativa. Su misión es fomentar soluciones globales frente al cambio climático, promoviendo una acción inmediata en todos los niveles.  Forman parte de la misma, amas de casa, empresarios, ejecutivos, funcionarios de gobierno y especialistas ambientales de 126 países del globo.

“Somos cada vez más conscientes del problema y somos cada vez más los que intentamos arribar a las soluciones necesarias”, dice el CEO de Autocare, Emiliano Bello, uno de los empresarios argentinos que acaba de sumarse al Cuerpo de Líderes Corporativos de TCRP. “En todo el mundo, procuramos generar conciencia e invitamos a todas las empresas -grandes, medianas y pequeñas- a modificar sus prácticas y las de las redes con las que interactúan. Los empresarios debemos asumir el liderazgo”, asegura.

Por primera vez en siglos, a nivel mundial las inversiones en energía renovable están superando al petróleo.  Los costos en energía solar, antes más caros, hoy igualan a los de las energías fósiles en 79 países. El mercado de autos eléctricos se está revitalizando y apunta a superar al de vehículos tradicionales. Cerca de 7 millones de personas trabajan en la producción de energía limpia en todo el mundo. “Cada vez está más claro: lo que es bueno para el ambiente, es bueno para la economía”, dice Bello.

Más allá de las empresas, un rol central tienen también los gobiernos de cada país. Se espera que la próxima Conferencia de las Partes de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático (COP 21), que se celebrará en París a fin de este año, sea decisiva. Por primera vez, parece haber una esperanza concreta de un acuerdo global. Estados Unidos y China, hasta entonces reticentes a asumir un compromiso concreto, acaban de acordar bilateralmente una reducción de sus emisiones y se espera que revaliden su compromiso en París.

Pero más allá de los Estados y su rol indelegable, cada uno de nosotros puede comenzar a ponerse en acción. “Todos podemos sumarnos –agrega Malvido-. Cada uno de nosotros, en su propia casa, puede impulsar el cambio”.

Desde TCRP recomiendan:

  • Apague la luz que no utiliza, colabore eligiendo electrodomésticos con alta eficiencia energética, y desenchufe los aparatos eléctricos en desuso.
  • No abuse de la calefacción y el aire acondicionado. Utilice aislaciones térmicas.
  • Comparta el auto, prefiera el transporte público y elija la bicicleta para trayectos cortos cada vez que pueda.
  • Evite compras innecesarias. De hacerlas, privilegie los productos ecológicos y los que son producidos en condiciones de comercio justo.
Publicado el Deja un comentario

MASCOLOR

MasColor: Lograr el cambio a través del color

Esta asociación civil, con más de trece años de vida, desarrolla propuestas participativas de mejoramiento en las paredes externas de viviendas ubicadas en barrios humildes, donde los colores le dan vida, armonía y alegría a cada una de las casas y a las familias que viven en ellas.

TEXTO: Mariana Soulages

“Buscamos que la belleza no sea algo exclusivo”, dice Juan Vinuesa, coordinador de Mascolor, encargado de Comunicación y Territorio.  Y agrega: “El color cambia el espacio”.

La iniciativa surgió de tres mujeres cuyo objetivo común es trabajar con la belleza en lugares de bajos recursos: la colorista Catalina Clusellas, la artista plástica Diana Goransky y la promotora social Clara Escalante.

“Nosotros sólo le brindamos a las familias el material para revocar, enduir y pintar y les damos talleres participativos sobre color donde cada vecino elige su paleta”, explica Juan. En los talleres las personas se relacionan con los colores, con lo que les producen y lo que les gusta. “Algunos eligen combinaciones tradicionales, otros se animan más a los colores vivos y algunos hasta le dibujan diseños”, comenta Vinuesa. La ejecución la realizan los dueños de casa con quienes quieran colaborar, porque la idea es que ellos son los protagonistas de esa transformación con el asesoramiento y seguimiento del equipo de Mascolor.

Un ejemplo de esto es lo realizado en el barrio INTA, en Lugano, por Mascolor junto a la Secretaría de Hábitat e Inclusión del Gobierno de la Ciudad (Sechi). En seis meses con el Proyecto auto-revoque más de 127 familias recibieron materiales, y trabajaron en el revoque y protección de las paredes exteriores de sus viviendas y con el Proyecto Pinta Bien más de 173 familias eligieron los colores, diseñaron sus viviendas, y lograron pintarlas.

“También se busca dentro del barrio lugares de referencia para los habitantes y se eligen voluntarios de cada familia para que pinten el exterior y, a veces también el interior, de esos espacios importantes para la comunidad”, cuenta el coordinador de Mascolor. En este tiempo, ya llevan 3089 casas pintadas, dos centros de jubilados, seis comedores, dos polideportivos, 14 escuelas y jardines de infantes, tres hospitales, cuatro centros vecinales y seis iglesias o templos.

Además, realizan la Jornada de pintada comunitaria donde todos los vecinos ayudan a otros que no puedan hacer el trabajo -e incluso se pueden sumar voluntarios externos- para generar lazos solidarios entre la comunidad.

Desde la web de Mascolor se pueden leer algunos de los tantos testimonios de personas que protagonizaron esos cambios en sus casas y en su forma de habitarlas.

Susana Funes del barrio Caleta Cordova de la ciudad de Comodoro Rivadavia, en la provincia de Chubut, dice: “Empecé el secundario de nuevo, mi casa ahora tiene vida, viene gente, amigos y estoy orgullosa de mi lugar”.

Por su parte, Isabel de Canela, desde Salta, cuenta: “¡Me cambió el ánimo! Lo que pasa que al cambiar de afuera uno quiere cambiar adentro y no podés parar. Parece todo nuevo, renaciendo”.

Mientras que otro chubutense, Miguel Jerez de 71 años, afirma que “si no fuera por esto no sé qué hubiera sido de mí y mi restaurante; ahora ya no es más un lugar de paso, la gente viene  y se queda y mi restaurante que iba a cerrarse, sigue adelante”.

La presentación de proyectos muchas veces viene de la mano de empresas privadas que, a su vez, se encargan de  financiarlos. También de instituciones públicas, como el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires.

Otras veces, es la asociación la que detecta el lugar de aplicación y solicita el financiamiento a firmas privadas u organismos públicos.

En estos años, Mascolor ha logrado concretar proyectos en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, en sus alrededores y en algunas provincias del interior: en Salta con comunidades aborígenes, en Santa Cruz, Chubut y Tucumán.

Según los objetivos de la asociación, el desafío 2015-2017 es caminar hacia proyectos de mayor impacto social, integrando nuevas estrategias de trabajo y construcción cooperativa. Mientras tanto, a su paso, ellos siguen coloreando casas y vidas.

Quienes quieran colaborar o conocer más sobre la organización pueden ingresar al sitio web www.mascolor.org.ar o escribir a info@mascolor.org.ar