CUATRO OPCIONES PARA UNA ESCAPADA EN PLENO OTOÑO

Cuatro opciones para una escapada en pleno otoño

Llegó el otoño y con él, todo tipo de opciones para aprovechar y hacer una escapada de unos días por Argentina. Es un buen momento para visitar destinos que brillan en esta época del año, que también renueva la energías.

Bajo el sol de Cuyo, Mendoza ofrece todo tipo de circuitos para disfrutar del vino. Bodegas tradicionales y modernas abren sus puertas a los viajeros para relajarse en toda la provincia. Hay degustaciones y catas para conocer sus pequeños secretos, como qué tipo de vinos van mejor con cada comida, cómo reconocer su sabor y elegirlo según la ocasión. Las visitas guiadas muestran su elaboración y hay muchísimas actividades más, incluidos los paseos en bicicleta, golf, trekking, cabalgatas y caminatas entre los viñedos. Algunas bodegas incluyen restaurantes e, incluso, alojamiento. Una alternativa para desconectarse en cualquier escapada.

Otra opción se ofrece en los paisajes patagónicos. Sobre la Ruta 40 se encuentra Villa La Angostura, un pueblo turístico de montaña donde los colores otoñales se adueñan del paisaje en esta época del año: amarillos, ocres, naranjas y colorados se ven en las copas de los árboles. Es la puerta de entrada del Parque Nacional Los Arrayanes, famoso por su bosque de arrayanes único en el mundo, al que se llega con una travesía de 12 kilómetros o navegando el Nahuel Huapí. Desde el puerto parten embarcaciones para un paseo por sus aguas azules. Siguiendo la ruta hacia San Martín de los Andes, también se recorre un circuito clásico: el de los Siete Lagos, que acerca a siete espejos de agua en medio de bosques y montañas. La gastronomía local es otra clave a disfrutar: platos elaborados con ciervo, jabalí y trucha son algunas de las especialidades de los chef de esta región. Los hospedajes son variados y hay muchos con vistas increíbles al lago.

En Misiones, una escapada de unos días conecta con la naturaleza pura. Cerca de la localidad de El Soberbio, no hace falta recorrer muchos kilómetros para sentirse inmerso en la plenitud de la selva. La experiencia principal es recorrer con una embarcación los saltos del Moconá, una caprichosa falla geológica que hizo que la formación de los saltos se diera de manera longitudinal al río, lo cual hace, literalmente, que el agua derrame su energía de costado (a diferencia de una cascada o una catarata). Una opción para hospedarse son los lodges en el corazón de la selva, que ofrecen confort en medio de la naturaleza.

Con encanto cordobés, en el valle de Traslasierra, San Javier y Yacanto reciben con paisajes serranos, buena gastronomía y aventura. La serranía que servía de marco a estas localidades se fue poblando de casonas de estilo británico que se instalaron bajo la mirada de un inmenso cerro. Hoy, con su balneario, sus hosterías y un hotel que cuenta con campo de golf propio, constituyen uno de los principales puntos de partida para el turismo de aventura de la provincia. Desde aquí salen excursiones que buscan el ascenso al Champaquí, el cerro más alto en Córdoba. A 220 km hacia el oeste de Córdoba capital y a 20 km de la ciudad de Villa Dolores.

Más información

www.viviargentina.tur.ar

www.turismo.gov.ar

Facebook

Twitter

Instagram

compartir contenido:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someonePin on Pinterest

, , , , , , ,

no hay comentarios

Deja un comentario