ARMADO DE TU HUERTA PASO A PASO

Armado de tu huerta paso a paso:

El sueño de la huerta familiar es posible y más simple de lo que se cree. ¡Tomá nota!

huerta

 

1) Para seleccionar el lugar, es importante tener en cuenta la disponibilidad de luz (por lo menos 4 a 5 horas de sol para hortalizas y frutales) y la comodidad en el acceso al sector, incluso su cercanía a la cocina. Es recomendable también disponer de una canilla cercana para facilitar el riego. Evitar lugares bajos del jardín para impedir el anegamiento de agua. Si se tiene poca disponibilidad de luz, lo importante es elegir los cultivos que no tengan ese requerimiento, por ejemplo mentas y melisa. Muchas aromáticas pueden vivir perfectamente en situaciones de mucha luminosidad, sin necesidad de que les llegue el sol directamente.

2) La extensión de la huerta puede ser muy variable, por lo que antes de definirlo hay que considerar que, cuanto más grande, mayor será el trabajo que requiera pero también la producción, la cantidad y variedad de las plantas que pueden elegirse.

3) El paso siguiente será decidir si se quiere hacer a nivel del suelo o en altura. En caso de hacerla directamente en el suelo, podrá delimitarse con ladrillos, piedras, troncos o tablas de madera. Para hacer una huerta en altura lo ideal es armar cajones de madera. También es posible  utilizar macetas, que pueden limitar el crecimiento de los cultivos, ideales cuando se cuenta con poco espacio verde.

4) Examinar el estado de la tierra presente en el sector, que debe estar suelta y con buena estructura para el cultivo de la huerta. En caso de no contar con la tierra adecuada, se deberá reemplazarla por una mezcla de sustratos que consiste básicamente en tierra fértil, compost, humus de lombriz y arena. Para realizar la huerta en macetas, se debe colocar además de la tierra una base de leca para favorecer el drenaje.

5) Para elegir las hortalizas se debe tener en cuenta lo siguiente:

  • La época del año
  • La dificultad del cultivo vinculada a los cuidados y requerimientos de suelo, agua y luz
  • El tamaño y los tiempos que implicará su crecimiento

Algunas hortalizas se cultivan todo el año mientras otras son anuales, es decir que viven en una época determinada del año y después mueren (generalmente las temporadas son primavera-verano y otoño- invierno). La rúcula puede cultivarse durante todo el año mientras que el tomate se siembra en septiembre y al finalizar el verano la planta muere, ya que no soporta el clima frío. Las aromáticas son plantas perennes que se cultivan todo el año, salvo algunas excepciones como la albahaca que se cultiva en primavera y verano, o el perejil que es bianual. En general las aromáticas en invierno no crecen y hasta se pueden debilitar sus hojas. En esa época resulta ideal el cultivo de plantas como arvejas, brócoli, repollos, cebolla de verdeo y puerro, algunas de hoja verde como lechugas y acelgas o de raíz como zanahorias, remolachas y rabanitos.

6) La huerta de hortaliza generalmente comienza desde la semilla, sin embargo, a veces se pueden conseguir plantines, por ejemplo de cebolla de verdeo, pimiento, tomate y lechuga. Si colocamos plantines, hay que tener en cuenta la distancia óptima entre cada uno, que depende de la especie pero varía entre 15 a 50 cm. En cuanto a la siembra, se puede hacer de dos maneras dependiendo de la hortaliza:

  • Siembra directa: es decir que se siembra en el lugar definitivo
  • En almácigos: las semillas son sembradas en bandejas o plugs y cuando salen las primeras hojas son trasplantadas al lugar definitivo.

Siembra escalonada: para lograr tener cosechas constantes. Consiste sembrar un mismo cultivo en distintas fechas, lo cual permite tener disponibilidad permanente de la hortaliza. Ejemplo: si se cuenta con un metro cuadrado, se divide al mismo en tres sectores y se siembra inicialmente un sector, a los quince días el siguiente y, a los 30 días de la primera siembra, el tercer sector.

  • ¿Cuáles son los cuidados básicos?: Riego Abundante luminosidad y 4 a 5 horas de sol para las hortalizas.
  • ¿Cuáles son los errores típicos que se cometen durante el mantenimiento?

Un error usual es no colocar las plantas en sectores o macetas con buen drenaje. EL drenaje evita el posible estancamiento e inundación que perjudica mucho a las plantas.

¡Importante! antes de poner la tierra en la maceta hay que colocar leca, o alguna piedra similar que ayude al drenaje del agua.

  • ¿Cómo reemplazar naturalmente a los fertilizantes?

Tener una compostera en casa es la mejor manera de fertilizar orgánicamente a las plantas y realizar un aporte al ambiente reduciendo la cantidad de residuos que generamos. También se puede comprar en el vivero humus de lombriz.

  • ¿Qué se puede hacer si aparecen bichos o signos de debilitamiento?

Existen muchos preparados caseros que se pueden realizar con facilidad, como el agua jabonosa, el alcoholajo, o el macerado de tabaco. Es importante analizar qué tipo de enfermedad o plaga se trata y aplicar el preparado o producto insecticida orgánico que corresponda. Tratar de evitar el uso de productos químicos, salvo que la infección esté tan avanzada que esté en riesgo la supervivencia de la huerta. En el caso de utilizar este tipo de productos, es recomendable esperar 15 a 30 días, dependiendo del producto utilizado, para consumir las plantas de la huerta.

Justine Massey y Valeria Churba de Jardín Gourmet  – Web: www.jardingourmet.com

, , , ,

no hay comentarios

Deja un comentario