PASIÓN POR LAS COMPRAS

Más propuestas en un mismo lugar

Primero eran sólo locales de ropa. Luego se expandió: en un mismo edificio se  incorporó un piso de comidas, salas de cine, bowling, gimnasio y juegos para chicos. También se innovó con sectores de lactancia, guarderías para niños y hasta la opción de contratar un personal shopper. Los shoppings mutan y se actualizan con los años para abracar más servicios, brindar más opciones, atraer más público y de diversas edades.

Primero eran sólo locales de ropa. Luego se expandió: en un mismo edificio se  incorporó un piso de comidas, salas de cine, bowling, gimnasio y juegos para chicos. También se innovó con sectores de lactancia, guarderías para niños y hasta la opción de contratar un personal shopper. Los shoppings mutan y se actualizan con los años para abracar más servicios, brindar más opciones, atraer más público y de diversas edades.

Ella va y viene, se fascina entre zapatos, carteras y vestidos. Él, cruza las piernas y apoya las bolsas en el piso ¿Qué se deduce de estas dos premisas? A la imagen típica de hombres que esperan parados a la salida de los locales mientras sus mujeres hacen compras, surgen cada vez más alternativas.

Es que en las estructuras de los shoppings se comienzan a buscar nuevas opciones para hacer de este espacio un punto atrayente para toda la familia, no sólo un lugar para ir de compras sino un espacio de paseo, de recreación y hasta de relax. Sí, relax: un lugar para dejar de lado el estrés. Al menos eso viven los que van de compras a Miami, donde los malls incorporaron salas con sillones de masajes que funcionan con fichas que duran entre 15 y 30 minutos.

Los centros comerciales de antaño, se fueron renovando y estos espacios se convirtieron en edificios de lujo, con diversidad de servicios y hasta se ubican en spots demográficos claves. Ya no sólo son un lugar donde comprar regalos en las fechas festivas, renovar artículos de la casa o del placar sino que cobran un protagonismo en la agenda diaria de las sociedades de consumo. No es sólo un mismo lugar que engloba ofertas para distintos intereses, es también un punto de referencia que aporta asesoramiento, status y distinción.

Más que comprar, seleccionar

Todos los malls tienen un punto de atención al cliente donde se puede solicitar información del lugar, datos sobre promociones y entre otras cosas: un personal shopper. Aunque ésta última se asocia a una costumbre de países europeos o de celebridades, nada más alejado de la realidad. El personal shopper, es un profesional especializado que acompaña y guía las compras de quien lo solicite según indicadores de moda, gustos e interés.

Es un trabajo que surgió en la ciudad de New York, donde el personal shopper era el encargado de realizar las compras de aquellos que no tenían tiempo para hacerlas o que simplemente preferían delegar la tarea. Esta actividad se expandió en el mundo occidental y actualmente es un servicio accesible para quien este interesado.

Exclusividad en los locales

En algunos shoppings de Buenos Aires se instaló la alternativa del Vestidor especial para clientas Vip en marcas como Vitamina. Es una habitación dentro del mismo local pero apartado de la ropa en venta que cuenta con prendas selectas para un cierto target. Allí, como si fuera su propio closet, una asesora de imagen ayuda a la clienta a elegir un outfit ya sea para una fiesta, reunión o simplemente para llevar un look a la moda.

 

Este es un servicio exclusivo en el que las asistentes de imagen del local adaptan las prendas de la colección a cada cliente. La ayudan a escoger un conjunto de ropa, zapatos y accesorios según los tonos de su piel y su cabello. Se le recomiendan los modelos y paleta de colores que resalte sus propias tonalidades, se usa un board para asesorarla según su esquema corporal y fisonomía. De esta manera se resaltan las virtudes de cada mujer, poniendo el acento en sus atributos. La idea es usar a la moda como herramienta para distinguir la belleza natural de cada mujer.

Eventos con estilo

Otro atractivo son los Coctails realizados por marcas como Ayres, A.Y Not Dead, Maria Cher y Uma, que invitan a sus clientes a la inauguración oficial de la última colección en el local. Se contrata para este evento un servicio de catering, barra de tragos y discjockey. En estos acontecimientos también es habitual la presencia de figuras reconocidas que se vistan en la marca.

no hay comentarios

Deja un comentario